Partimos de estrategias impuestas por nuestros profesores o estrategias inducidas, las que se vinculan con el entrenamiento de los sujetos para manejar por sí mismos procedimientos que les permiten aprender con éxito.

Las estrategias impuestas son elementos didácticos intercalados (preguntas y respuestas, resúmenes, textos escolares…) y las inducidas (aportaciones, como el auto-interrogatorio, la imaginación, la elaboración de mapas mentales o conceptuales) del propio alumno, convirtiéndose en propias y efectivas para el estudio.

Autores: Winstein y Mayer (1986); Dansereau (1985); Nisbet y Schuksmith (1986); Monereo (1994); Beltrán y otros (1993).

Indudablemente son importantes ya que afectan al rendimiento académico, a los procesos de aprendizaje y a la toma de decisiones.

 

Deja un comentario